FANDOM


Conan tenía 14 años. Había perdido a sus padres cuando tenía 5 años. Como nadie quiso adoptarlo, se fue del orfanato. Ahora ganaba dinero vendiendo sus dibujos.

Un día, Conan encontró un libro sin título y con todas las hojas en blanco, que contento se llevó para grabar sus dibujos personales. Cuando llegó la noche, dibujó un hombre con un cuchillo en lugar de una mano, con pelo marrón y ojos completamente negros. Cansado de trabajar y de dibujar, se fue a dormir.

Durante esos días, mientras vendía sus dibujos, escuchó a un hombre hablar sobre un asesino que le sacaba una de las manos a sus víctimas. Conan decidió precaverse de por dónde andaba.

Al regresar, sin embargo, escuchó un cuchillo hiriendo la pared, acompañado de una voz que decía: "Voy por ti, Conan". Conan salió corriendo lo más rápido que podía, pero sentía que el asesino estaba cada vez más cerca. No se equivocaba: el asesino logró sujetarlo. A duras penas, Conan descubrió que aquel individuo era el mismo que él había dibujado.

Conan trataba de escapar en vano. En el acto, el asesino le cortó una mano y lo soltó sin más, lo que aprovechó Conan para correr despavoridamente. Mientras huía, Conan comprendió dos cosas: que el libro le daba vida a lo que contenía, y que él no se iba a salvar.

El asesino era rápido. Lo sujetó nuevamente clavándole el cuchillo en el vientre. Por última vez, Conan se dijo a sí mismo: "He creado a un asesino..., si no hubiera encontrado ese libro. Ahora alguien más lo encontrará".