FANDOM


¿Quién es Black?Editar

Black no tiene origen, religión ni sexo. Es una criatura que puede controlar su altura a gusto y que por lo general no puede mantenerla si ésta es menor a los 10 pies.

AparienciaEditar

Presenta falta de melanina en el cabello y piel, dándole esto unos rasgos cadavéricos e intimidantes cuando se le observa por un determinado tiempo, el iris y la esclerótica están totalmente cubiertos con un tono negro, provocando que la pupila, si realmente llega a tener una, se pierda en ellos.

Toda parte que sea visible de su anatomía se encuentra cubierta con dibujos extraños y difíciles de descifrar a simple vista, también suele cargar consigo a un enorme can por todos lados y, cuando extrañamente no está con éste, una serpiente enrollada en su brazo lo sustituye.

Donde comenzó todo...Editar

En el momento que El Supremo pareciera, aquel lugar que resguardada las almas y a los pecadores quedaría sin rey, dejando a las cuatros regiones en las que estaba dividido tomar el control. Para que él dejara el mandato tendría que cederle el mando y su poder a alguno de sus descendientes.

Y a nadie le convenía eso.

Fue entonces cuando se decidieron. Querían a alguien que pudiera desarrollar el mismo poder que Dios y aún así que se arrodille ante él, que le sirva y que se haga cargo de las desgracias del averno. Todos colaboraron para eso.

Y lo consiguieron. Se dieron cuenta que habían fallado en algo cuando notaron el desprecio que poseía hacia los humanos, pero eso era lo de menos.

¿A quién le sirve?Editar

Esta criatura no le sirve a nadie, es simplemente algo parecido a un mediador. No está en ningún bando y así lo expresa con la marca en su pecho –un círculo y una línea vertical en medio con dos brazos en cada extremo. Representa la Cruz Cristiana y su amor por el Altísimo, y por otro lado la Cruz invertida y todo lo que conlleva–.

El odio hacia los humanosEditar

No es hacia todos, pero son una minoría las excepciones. Fue creado para proteger las profundidades, para que nadie entre y para que nadie salga, su única responsabilidad es cuidar a los suyos –quienes son denominados así después de que la bestia los elige selectivamente para pasar la eternidad a su lado– entrenarlos y cumplir con sus caprichos. Y es ahí donde se desarrolla su desprecio, en gran parte hacia las féminas, y aunque el motivo es bastante obvio, se desconoce como comenzó todo.

Le gusta salir de cacería cada cierto tiempo, y contrario a lo que se piensa, siempre son criaturas masculinas a las que cena. Su sinónimo de comida es excitación, por lo que tendrás suerte si decide llevarte consigo, en el peor de los casos devorará partes de tu cuerpo mientras todavía sigues vivo.

El Supremo HacedorEditar

“Trata de exterminar solo a los pecadores”

Cuando se le fue dicha aquella frase, no tuvieron en cuenta algo.

Todos somos pecadores.

Y todos fuimos condenados.