FANDOM


Después de un día de ser molestada por sus compañeros de escuela, Leonetta regresó a su casa, tratando de ocultar los moretones para que sus padres no los notaran, después de evitar la mirada de sus padres para que no se preocuparan, ésta chica de 14 años subió a su cuarto, donde alguien la esperaba:

-Leo, cuéntame un cuento  alegó su hermano de cuatro años-.

-Seguro James -lo toma en brazos y lo lleva a su cuarto, toma un cuaderno de su mochila- escribí éste hoy, espero que te guste, se llama “Bosque”:

“En las profundidades del bosque una niña desobediente paseaba a mitad de la noche, era muy feliz corriendo en la oscuridad, se sentía viva, de pronto escuchó un ruido, vio una sombra correr junto a ella, estaba asustada, esa sombra se detuvo frente a ella, la vio a los ojos, eran dos puntos rojos en medio de la noche, la pequeña niña muy asustada, decidió que no moriría ese día, la figura la empujo, cerca había una rama ella la tomó y golpeó a la figura, seguía golpeándola con tal de darle un poco de tiempo para escapar, cuando la figura dejo de moverse, ella corrió, pero cada noche ve a aquella figura en su ventana, la cual le recuerda que nunca quiere volver a salir al bosque” Y así se escribe el Fin.

-Fue una linda historia hermanita, ¿Mañana escribirás otra?

-Lo intentaré, ahora duerme mi pequeño.

-De acuerdo.

-Descansa, adiós.

Por más horrible que fueran sus días, nunca dejaría de escribirle historias a su hermanito.

Al día siguiente, la clase era aburrida, así que sacó su cuaderno y se puso a escribir tratando que la maestra no lo notara. En el receso, se sentó fuera del salón y siguió escribiendo, en eso:

-Miren, alguien se cree escritora

-Cállate, Madie.

-¿Y si no quiero?- dijo tomándola del cuello de la camisa.

-Hey Madie, mira esto- le dijo Logan sosteniendo el cuaderno- “Cuando se dio cuenta estaba hablando con su propio cadáver, pero en verdad nunca estuvo muerta, entonces ¿Con quién hablaba?”

-Bravo, poeta- dijo aventándole contra los casilleros- con esto llegarás a las mejores editoriales del país- le lanza el libro en la cara y le da una patada en el estómago y se van riendo.

Esa noche, el cuento para su hermano estuvo muy interesante:

-Bueno, la historia de hoy se llama “Salón de clases”:

“Un día una joven se encontraba en el salón de clases, estaba molestando a una niña, la golpeaba y maltrataba, finalmente la chica a la que golpeaba cayó al suelo, ella se reía, luego se da cuenta de que no se movía, ella dejo de respirar, la chica asustada llevó a la chica hasta un casillero y ahí la encerró. Los días pasaban y los maestros buscaban al asesino de la chica, y esa asesina vivía torturada, no dejaba de pensar en lo que hizo, en ese salón de clases escuchaba las voces de miles gritándole que era su culpa. Una mañana la chica apareció muerta en ese salón y había una nota que decía "Ella me mató y yo le devolví el favor" ahí comenzaron a pensar qué ocurría en ese salón de clases” Y así se escribe el Fin.

-Fue una rara historia.

-Pero me quedo linda ¿Verdad?

-Sí, pero fue algo rara- se limitó a decir ante la mirada de su hermana.

-Mañana te tendré otra igual de bonita, ¿De acuerdo?

-De acuerdo.

Al salir del cuarto del niño, sintió que esa historia era la más hermosa que había escrito, pero que podían ser más bruscas y realistas, la creatividad fluía cual cascada, distintas formas de acabar con sus víctimas, era algo que le fascinaba.

Días después estaba en su casa, sus papás peleaban como de costumbre, en eso sintió una fuerte opresión en el pecho, sentía su corazón ir más lento, desesperada grito a su mamá y fue lo último que vio. Cuando despertó estaba en el hospital, un doctor hablaba con su madre y lo único que pudo escuchar fue:

-Necesita un trasplante de corazón.

Los días pasaban y no encontraban a un donador de corazón, la vida de la chica se desvanecía, un día escuchó al doctor decir que ya no había nada que hacer, ese día su madre llego con un encargo de ella, le dijo al doctor:

-Doctor, si sólo tengo unas cuantas horas, tengo un último deseo. Quiero que me ponga ese corazón- el doctor abrió la caja y se encontró con un corazón tridimensional de papel, estaba endurecido, parecía una roca, laminado con un material extraño- por favor póngamelo, ese corazón está hecho de todas mis historias, no quiero que nadie las conserve, me las quiero quedar para siempre.

El doctor se compadeció de ella y le cumplió su último deseo, fríamente se despidió de su familia, al único que extrañaría sería a su pequeño príncipe. Cuando ella murió, el doctor la operó para colocarle el corazón de papel, lo dejó tal y como su fuera un corazón de verdad, las arterias y las venas colocadas como si fuera natural. El cuerpo de la muchacha pasó dos días antes que algo extraño sucediera, un doctor se encontraba solo con el cuerpo de la niña, de pronto escuchó un latido, vio a la chica, y esta se movía. El llamó al doctor que trató a la joven y ambos se quedaron atónitos al ver que la chica estaba viva.

-Gracias doctor, me siento más viva que nunca.

-¡Aléjate, demonio, no puedes estar viva, no tienes corazón!

-Sabe, estoy inspirada- mágicamente hizo aparecer una pluma antigua, se puso de pie- pero no tengo tinta, ¡ya sé!- tomó un bisturí y le hizo una cortada a uno de los doctores -la sangre debe ser igual a la tinta- se acercó a la pared y escribió- “En eso una daga pareció flotando en el aire y la chica mientras la daga levitaba sobre la palma de su mano hizo convertir la daga en una derringer, pero no le pareció, esa arma se convertía en cualquiera que la chica deseara, entonces, encontró una katana, la tomó y, viendo a los doctores a su alrededor, los elimino” Y así se escribe su Fin, queridos lectores- después de escribir la palabra “Fin” el escrito se cumplió al pie de la letra. Descuartizó a los doctores, tomó un tintero que hizo aparecer -son las últimas gotas de tinta en la pluma- dijo al tiempo que recogía la sangre de sus víctimas. Luego se fue.

En la casa de la joven sus padres dormían hasta que escucharon un fuerte golpe, entonces vieron el cuerpo de su hija parado frente a ellos, quien dijo:

-Hola papás, un gusto verlos de nuevo, pero saben, esta ropa de hospital es muy incómoda- se acercó a la pared y escribió- “en el cuarto de sus padres ella mágicamente se transformó, su cabello antes castaño se volvió negro, su tez morena se tiñó cual nieve, sus ojos se volvieron como la plata, sus ropas se volvieron un short desgastado, una camisa manga larga azul y unas botas negras”- y así se cumplió- ¿verdad que soy bonita?, escuchen mi nuevo corazón latir- dijo y su pecho se abrió como una compuerta y se vio el corazón de papel latiendo

-Aléjate demonio- el hombre tomó un arma que tenía en la mesa de noche y le disparo al cadáver de su hija, pero la bala sólo la travesó.

-Ay, papi, tan dulce como siempre, te voy a escribir un cuento, “Su arma mágica se volvió una AK-47, sus padres estaban amarrados, ella puso el arma en la boca de su padre y disparó, lo mismo hizo con su madre, ya que nunca se dieron cuenta de cuanto sufrió durante su vida” Y así se escribe su fin, queridos lectores- todo se cumplió al pie de la letra- ahora a ver a mi príncipe- dijo muy contenta.

Su pobre hermano oculto entre las cobijas escucho un estruendo.

-Pequeño, te extrañé mucho, pero ahora que cambie no puedo contarte cuentos, a menos que cambies como yo lo hice, ¿Quieres cambiar de vida?- él se negó, ella se puso triste y dijo- de acuerdo- de repente una sonrisa psicópata se formo en su rostro- pero ¿Dejas que te cuente un último cuento?

-De acuerdo.

-Bien- dijo alegre, tomó el tintero y se puso a escribir- nuestra historia de hoy se llama “Blood Writer”. “Estaba en el cuarto de su hermano, Blood Writer tomó su arma mágica, la cual se convirtió en una derringer, se la dio al niño, él la miro por unos momentos y a voluntad propia la puso en su corazón y disparo” y así es como se escribe su Fin, queridos lectores- se cumplió al pie de la letra, ella llenó el tintero con la sangre de su hermano, y salió de su casa, se encontró con un vecino, el cual la había maltratado toda su vida.

-Vaya, vaya, creo que “Así es como se escribe su Fin”- así fue como Blood Writer volvió de la muerte para escribir el final de muchas vidas, con el único propósito de escribir nuestro propio Fin.