Wiki Creepypasta
Advertisement
Creepypasta series 13 red eyed spirit by dimelotu-d5aokvb

Un hombre fue a un hotel y se acercó a la recepción para alquilar una habitación.

La mujer en el mostrador le dio su llave y le notificó el camino hacia su cuarto. En el trayecto hacia su habitación, había una puerta sin número que estaba cerrada con llave, preguntó por ella, y el personal del hotel le advirtió que está completamente prohibido entrar ahí. Especialmente le indicaron que nadie debe mirar dentro de la habitación, bajo ninguna circunstancia. Así que él siguió las instrucciones de la recepcionista, ir directamente a su habitación e ir a la cama.

La noche siguiente, la curiosidad había terminado de vencer al hombre, estaba dispuesto a revisar qué había en esa misteriosa habitación. Caminó por el pasillo hasta la puerta y tiró de la manija. Efectivamente estaba cerrada con llave. Se agachó y miró a través del gran ojo de la cerradura.

El aire frío pasa a través de él. Lo que vio fue una habitación de hotel, como la suya, y en la esquina había una mujer cuya piel era completamente blanca. Se apoyaba la cabeza contra la pared, de espaldas a la puerta. Estaba confuso. Casi llamó a la puerta por curiosidad, pero decidió no hacerlo. Esta falta de inclinación le salvó la vida.

Se arrastró lejos de la puerta y se dirigió a su habitación. Al día siguiente, volvió a la misma puerta y miró a través de la gran cerradura. Esta vez, todo lo que veía era el enrojecimiento. No podía ver nada además que un característico color rojo, inmóvil. Tal vez los habitantes de la sala sabían que estaba espiando la noche anterior, y habían bloqueado la cerradura con algo rojo.

En este punto se decidió por consultar a la mujer en la recepción para más información. Suspiró y dijo: "¿Has mirado a través del ojo de la cerradura ?" El hombre afirmó con la cabeza, y la mujer respondió: "Bueno, yo también podría contar la historia. Hace mucho tiempo, un hombre asesinó a su esposa en esa habitación, y su fantasma acecha en la misma".

Luego noté algo raro, esta gente no era ordinaria. Eran totalmente blanco, a excepción de sus ojos, que eran de un hipnotizante color rojo.

Advertisement