Wiki Creepypasta
Advertisement
Espiritu

Esta es la historia de la familia Fernández, conformada por el Sr. Francisco, la Sra. Luisa y sus tres hijos, ellos vivían en un pueblito llamado Chivacoa, en una casita muy modesta la cual estaba descubierta a sus alrededores. Una noche cuando se disponían a dormir un extraño y desconocido hombre toco la ventana del cuarto donde la Sra. Luisa estaba acomodando las camas, en ese momento pregunta el Sr. Francisco:

─¿Quién es?

A lo que contesta el hombre:

─¡Un leñador! Solo quiero un vaso con agua.

El Sr. Francisco en ese momento pensó que podía tratarse de un ladrón y le contesto:

─A esta hora no le regalamos agua a nadie, si quiere puede ir al conticinio que está a una cuadra de aquí, allí le atenderán su necesidad.

El hombre dijo:

─Está bien, yo seguiré mi camino.

En ese momento se escuchó un escalofriante sonido el cual provenía de sus pisadas.Todo siguió su curso hasta el momento en que los niños se acostaron; ellos comenzaron a decir que sentían que los puyaban con agujas a lo que su madre (Sra. Luisa) dijo:

─Bastante les he dicho que no dejen agujas en las camas.

Ella reviso todo y cambio las sabanas pero la situación continuó igual, extrañados de lo que estaba sucediendo se sentaron a pensar y preguntarse qué podía estar pasando, en ese instante el Sr. Francisco colocó un vaso en la orilla de la cama. El terror se apoderó de ellos al ver que el vaso le dio la vuelta a la cama por sí solo, esa noche no pudieron dormir tranquilos en esa casa, por lo cual buscaron refugio en casa de un pariente cercano.

La noche siguiente, casualmente a la misma hora en la que aquel extraño hombre tocó la ventana pidiendo agua, le apareció a la Sra. Luisa un hombre blanco, alto, vestido de negro el cual solo ella podía ver. Ese hombre se burlaba de ella, la pobre vivió momentos de locura porque se le aparecía en todas partes ella le decía a su esposo:

─¡Allá esta Francisco y se burla de mi!

Cuando el Sr. Francisco llegaba al lugar solo se encontraba con un animal perro, gato, gallina etc. Desesperados por la situación ellos acudieron a un espiritista, el cual llevaron a la casa, el hizo algunos rezos, fumo tabacos y prendió muchas velas, al terminar su trabajo le dijo al Sr. Francisco y a la Sra. Luisa:

─Esta noche podrán dormir tranquilos en esta casa, él no podrá entrar.

Ellos se quedaron tranquilos, pero cuando pretendían irse a dormir la Sr. Luisa vio entrar aquella perturbadora entidad con unas risas macabras las cuales pudieron ser escuchadas por los niños y su esposo, con una brisa apagó todas las velas y tumbo todo el trabajo hecho por aquel espiritista. Esa noche la familia dejo de nuevo la casa y al siguiente día dejaron el pueblo y partieron a la ciudad a comenzar una vida nueva. Aquella entidad se apodero totalmente de la casa y nadie más pudo vivir en aquella casa, la cual aún existe.

Casaabandonadaasd
Advertisement