FANDOM


Vampiros2
Somos tantos, y tan escasos, que resulta vano trazar una cronología de nuestra historia.

Yo creí, durante años, haber nacido en Buenos Aires, en un suburbio de calles de tierra y crepúsculos perfectos que no conocían las fauces de la arquitectura. Lo cierto es que esa vida, me aseguran, pertenece a Otro, a un Yo mitológico del que apenas recuerdo su nombre.

¿Qué destinos feroces se esconden detrás del ocaso? ¿Qué figuras inciertas se agitan en las sombras como vagos pensamientos insepultos? ¿Quién, entre ustedes, logrará responder a esas preguntas que, por pudor, solo me atrevo a formular en un murmullo?

Ningún vampiro se jactará de su realidad, así como el hombre no jura su humanidad ni la muerte se glorifica de su labor. Soy, sin embargo, dolorosamente cierto; ni paria de un dios inepto o la rareza de una naturaleza cuyas fronteras se desplazan constantemente. Soy, apenas, alguien que fue Otro.