FANDOM


Se escuchaban gritos y ruidos muy fuertes desde el interior de la vivienda, lo que motivó a que los vecinos llamen a la policía. Cuando los uniformados lograron ingresar a la propiedad, tras violentar la puerta, encontraron una escena dantesca. El cuerpo de un hombre mayor yacía desnudo en el piso rodeado por un charco de sangre. Sobre él, una joven también desnuda que no paraba de apuñalarlo con un cuchillo de cocina, y a unos pocos metros su hermana mayor atestiguando la escena. “Váyanse, esto no es real”, “Sal Satanás”, y “Mamita, mamita, ahora papito se va a volver bueno”, vocifera la asesina como si estuviera poseída.

La madre había fallecido años antes y la relación de ellas con el padre no era buena. En la búsqueda de soluciones mágicas ambas hermanas asistieron a un centro esotérico. Lo que ocurrió aquella noche fue el final inesperado de un ritual de purificación. El cuerpo del hombre, a quienes ellas creían maldito como la casa, acabó con más de cien puñaladas y el rostro parcialmente mordisqueado.

La investigación estableció que ambas padecían distintos grados de esquizofrenia no tratada, que en el marco de un culto generó el episodio psicótico de triste final.