FANDOM


Primero sólo fue una nota. Después, empezó la canción. Era una pieza de piano muy siniestra… Me costaba respirar por el miedo, pero empecé a correr hacia el aula de música. Aquel sonido me llamaba, me obligaba a ir hacia él. El pasillo se iluminó repentinamente por la luz de un relámpago, y a lo lejos vi la puerta del aula de música, cerrada… El piano sonaba fuerte, aunque lo que más escuchaba era mi propia respiración. Me detuve un segundo, cogí aire y abrí la puerta de golpe.

Una ráfaga de viento frío azotó mi cara, y la música se detuvo. Cuando mis ojos se acostumbraron a la oscuridad, lo vi. El aula estaba vacía, y sólo el viento que entraba por una de las ventanas, abierta, se retorcía por la habitación. Me acerqué, despacio, y bajé el cristal de la ventana. El aula se llenó de silencio. Los cristales se empañaron. Miré el piano: parecía que llevara siglos inmóvil. Me senté frente a él, aspiré, y puse los dedos sobre las teclas. Y justo en ese momento, un relámpago me cegó…

Todo ocurrió en ese segundo. Lo recuerdo con claridad.

Una cara, una chica asustada, sangre, justo delante de mí. Aún deslumbrada, aterrorizada, intenté levantarme de golpe… Creó que tropecé con el taburete, no lo recuerdo… Sé que caí al suelo, y la cabeza me empezó a doler. Después, recuerdo tener frío, y otro relámpago, y una mano marcada en la ventana, por la parte de fuera… Lo siguiente que recuerdo es un médico con una linternita, hablándome. Tuve suerte: pese al golpe, sólo fue una conmoción leve… Cuando la peña me preguntó qué me había pasado, les dije que había ido a ensayar, y un relámpago me había asustado. Pero yo sé lo que vi. Y lo que, poco después, descubrí sobre mi viejo instituto… En aquel aula, junto a aquel piano, cien años atrás, había pasado algo terrorífico…

Rosa.