Wiki Creepypasta
Advertisement

Querido lector: Antes de comenzar la lectura asegúrate de estar solo, con la luz apagada y con una música que te provoque una sensación de inseguridad para experimentar lo mismo que yo al escribir este creepypasta.

Ahora que has empezado a leer fija tu mirada en la pantalla y ten cuidado de no voltear hacia atrás.

Concéntrate sólo en mis palabras.

La mujer de sombras amenaza con arrancarte los ojos si lo haces. Es fácil para ella, le basta con meter sus huesudos dedos y con sus largas uñas hacer palanca.

Procura seguir mirando hacia la pantalla. No quites la vista de aquí. De esta luz. De la única salida que tienes. No te desvíes de mis palabras. Que la oscuridad no te envuelva el alma.

Fija tu mirada aquí.

¡Fíjate!

No te muevas ni un milímetro de tu asiento… Habrán monstruos que te acosarán y sonidos que te erizarán los vellos de la piel, no los escuches.

Detrás de ti, sentirás sus lenguas viscosas que intentaran lamer tu cuerpo. Sigue mirando a la pantalla, no te pierdas de mis palabras…

Aunque escuches el sonido de las plagas, de miles de insectos y de los más sucios seres que habitan este mundo no mires abajo, ignora que miles de parásitos y asquerosos animales tratan de trepar por tus piernas y que algunos incluso quieren destrozar tu piel para entrar a tu cuerpo… Sigue mirando la pantalla, no te muevas más de lo necesario.


Ellos están detrás de ti, sonriendo maliciosamente y saboreando tu miedo, los seres que protege la obscuridad se deleitan con tu inseguridad y temor.

Sigue y no pares de leer.

Enfócate en todas y cada una de mis palabras.

No voltees ni trates de seguirlos con el rabillo del ojo.

Por dios, ¡Que no lo hagas!

Aunque escuches sus susurros en tu oído y hagan que tu espina dorsal se estremezca, poniéndote la piel de gallina, no los mires.

Sigue leyendo.

Mira hacia la luz que desprende este monitor.

Que no es cobarde el que tiene miedo, sino el que tiene miedo y huye despavorido.

Vamos, que casi ha terminado!

No es para tanto, verdad?

Que más da, son solo insectos enredando tu pelo y raspando tu sien, con sus muchas patitas peludas y seres tenebrosos tocándote la espalda, para que los mires y te lleves un susto de muerte al ver sus rostros descarnados y las expresiones de odio y rencor que guardan. Vamos que ya estás cerca del final…

Procura despertar pronto…

O todo volverá a empezar…

De nuevo…

Advertisement